Las estaciones, cuando ocurren equinoccios y solsticios


La Tierra se sitúa a lo largo de su órbita en cuatro posiciones astronómicas contrapuestas que marcan los límites entre las estaciones.

Para el hemisferio sur, el 21 de junio se produce el solsticio de invierno, que es el día del año en el que el tiempo de iluminación es el más corto. El 21 de diciembre es el solsticio de verano, que es el día en que el tiempo de iluminación es el más largo y, por tanto, la noche más corta. El equinoccio de primavera se produce el 21 de septiembre, y el equinoccio de otoño, el 21 de marzo. En los equinoccios, la duración del día y la noche es la misma.
A causa del movimiento de traslación terrestre, el cielo nocturno que podemos observar también cambia a lo largo de sucesivas noches. Los aficionados a la astronomía utilizan mapas estelares con las constelaciones visibles en cada estación del año.     

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Búsqueda personalizada