Los tipos de migraciones

Los flujos migratorios se pueden clasificar en función de diversos criterios:

  • Según el carácter: migraciones forzadas y voluntarias. Ente las forzadas cabe destacar la trata de esclavos negros y su traslado desde África a América entre los siglos XVI y XIX, o las actuales de refugiados y desplazados. Las migraciones de tipo económico se consideran voluntarias.
  • Según la duración del desplazamiento: migraciones temporales y definitivas. En las temporales se produce el regreso al territorio de origen al cabo de un tiempo, mientra que, en el segundo caso, el emigrante permanece en el país de destino. Un caso especial son los desplazamientos temporales ligados con la agricultura (estacionales).
  • Según el carácter de destino: migraciones nacionales (interiores) e internacionales (exteriores). Las migraciones nacionales son las que se producen dentro del propio país, por ejemplo, los desplazamientos de la población campesina hacia las ciudades (éxodo rural) y los que se producen después de la jubilación. Las migraciones internacionales son las que tienen como destino un país extranjero.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Búsqueda personalizada